Sandra Quiñonez, fiscal general del Estado, al ser consultada sobre lo que hallaron familiares de Oscar Denis, sostuvo que talvez el señor Adelio Mendoza tenga mas confianza con ellos y a la vez temor para declarar algo ante la Fiscalía.

“Hay que darle tiempo, en su momento irá aportando datos importantes para la investigación, es un tema complejo y nada fácil, pues recuerdo que tras el secuestro de Lindstron, luego de un año recién se comenzaron a brindar algunas pistas” sostuvo Quiñonez.

En tanto que sobre la postura del Departamento de Estado de los Estados Unidos, que declaró a Ulises Quintana como “ significativamente corrupto”, no quiso opinar en profundidad y se limitó a decir que el Ministerio Público y la SENAD hicieron su trabajo y las evidencias hablan por si solas. Fuente: MEGACADENA

Compartir en: