Niños de 4 y 8 años enfrentaron a asaltantes. Motochorro ligó con una bolsa de súper con comida.

La cena ya estaba lista. En un táper, el delicioso guiso de arroz de la abuela humeaba caliente su atractivo aroma.

El pequeño Thiago de 8 años, su hermanito Jonathan de 4 y su madre, Cinthia V., agradecieron la comida previamente guardada en una bolsa de súper por la mamá guasu y se despidieron de ella, para ir caminando a su casa ubicada en Isla BogadoLuque, a solo unas cuadras del lugar.

Eran cerca de las 19:00 del martes, la mujer de 36 años y sus hijos se cruzaron con dos hombres que estaban a bordo de una motocicleta. Uno tenía casco y el otro la cara descubierta.

El corazón de Cinthia comenzó a latir fuertemente cuando uno de ellos se bajó del biciclo y con mucha prepotencia intentó sacarle la cartera ante la mirada cómplice de su socio, que lo esperaba con el motor encendido.

Cuando Thiago vio que su mamá estaba en peligro, intentó socorrerla y con la bolsa cargada de comida comenzó a pegarle al malandro. Le dijo que no iba a permitir que le asalten a su mamá, pero durante el forcejeo el hombre le dio varios golpes a Cinthia y finalmente logró sacarle la cartera, que contenía G. 360.000 y tarjetas varias.

Estaban Armados

El más pequeñito no se quedó atrás, porque comenzó a gritar con todas sus fuerzas para que no le hagan daño a su mamá.

Cinthia contó a Diario EXTRA que aparentemente el asaltante tenía un arma de fuego y eso le asustó aún más. “Yo pensé que iba a disparar o algo así, entonces también grité y el señor me golpeó (tiene heridas en el brazo y el estómago)”, contó.

Actuó con valentía

La mujer destacó la valentía de Thiago, quien es considerado todo un héroe. “Me dijo luego el mayor de mis hijos: ‘yo te protegí, yo te defendí de los ladrones, mamá’, después nomás me dijo así”, recordó orgullosa.

El sorprendente caso quedó registrado en cámaras de circuito cerrado de la zona y tanto la policía y el Ministerio Público buscan dar con el paradero de los señores.

Hijo protector

Cinthia dijo que la acción de su hijo fue muy temeraria, pero como su papá es policía aparentemente sacó su lado protector. Ambos niños no sufrieron heridas ni golpes afortunadamente. Fuente: EXTRA

Compartir en: