El distrito de Tobatí, departamento de Cordillera, fue uno de los más afectados por la inundación debido al desborde del arroyo a raíz de las lluvias. El ministro de la Secretaría Nacional de Emergencia, Joaquín Roa, en charla con Radio 1000, constató que los daños, desde las pérdidas de documentos hasta la seguridad financiera, están severamente comprometidos.

En su recorrido por los albergues, Roa contó que la gente pide ropas y pañales. Precisó que 1.878 familias están siendo asistidas actualmente y este jueves estarán arribando un cargamento de colchones, mantas y alimentos.

“El impacto fue muy grande, principalmente en Tobatí”, manifestó.

Consultado sobre la compañía Aparypy, totalmente rodeada de agua, Roa respondió que el intendente de la ciudad y la secretaría a su cargo están viendo la manera de cómo llegar a ese lugar para que sean asistidas.

Hay una listado de familias asistidas. Agregó que las dimensiones de la afectación son muy grandes y hay zonas en las cuales que son difíciles de acceder y Aparypy es una de esas zonas que se puede acceder única y exclusivamente por agua.

Por último, oleros del distrito, solicitaron kits alimentarios por al menos 1 mes, hasta recuperar la reactivación de las fábricas. El ministro dijo que compromiso con los oleros está hecho. Fuente: 1000AM

Compartir en: