La niña francesa nunca fue detrás de las cabras y alguien la sacó de la estancia en Monte Pakarâ, según la Fiscalía. Los elementos indican que la pequeña sigue viva y que se encuentra en el país.

“Los elementos, planimetrías, testimonios, nos indican que la niña fue sacada con vida del lugar. Hoy el panorama probatorio nos sitúa dentro del país”, confirmó la fiscal María Irene Alvarez en entrevista con la 730 AM.

Ratificó que el relato de la madre, de que la niña fue detrás de las cabras y que allí se perdió, es totalmente falsa, debido a las condiciones mismas del terreno (que si bien consta de 19 hectáreas, está completamente cercado) y las dificultades de la menor para movilizarse.

La Fiscalía tiene nuevos elementos y estima que en cuestión de “semanas” se llegaría a la verdad de lo sucedido.

Las imputaciones por violación del deber del cuidado y abandono tienen un plazo extraordinario de investigación hasta mayo. La de pornografía infantil hasta julio. Al margen de esto la búsqueda seguirá abierta.

La niña desapareció el 15 de abril del 2020, pero la denuncia fue formulada recién el 16. La versión de entonces y hasta ahora fue que la niña se perdió cuando persiguió a dos cabras, las cuales aparecieron a varios kilómetros del lugar el 21 de abril, a 10 km del casco principal, en una zona a la que difícilmente pudieron haber llegado solas debido no solo a la distancia, sino a la cantidad de cercos. Vía HOY

Compartir en: